¿Por qué una herida en las personas diabéticas tarda más en sanar?

Estas son las razones principales por las que la curación de heridas diabéticas es un proceso más lento.

La diabetes y la curación de heridas tienen una relación complicada, principalmente porque muchos síntomas afectan la capacidad del cuerpo para recuperarse a un ritmo promedio.

Como resultado, los pacientes con diabetes también son más susceptibles a la infección y otras complicaciones durante el proceso de curación de alguna herida en general.

Incluso los cortes, raspones y ampollas menores requieren un cuidado cuidadoso y atento. Estas son las razones principales por las que la curación en las heridas diabéticas es un proceso más lento:

a) Niveles de azúcar en la sangre

Los pacientes con diabetes tienen niveles altos de azúcar en la sangre, lo que puede inhibir que los nutrientes y el oxígeno lleguen a las células, prevenir la función adecuada del sistema inmunitario y aumentar la inflamación celular.

Estos efectos tienen un impacto negativo directo en la capacidad del cuerpo para sanar.

Aquí hay que resaltar la importancia de mantener los niveles de azúcar en la sangre estables.

b) Neuropatía

Muchos pacientes diabéticos sufren de neuropatía porque los niveles altos de azúcar en la sangre pueden dañar los nervios y los vasos, lo que provoca entumecimiento en las áreas afectadas.

La neuropatía es una causa común de lesiones y complicaciones en la curación de heridas diabéticas.

Por ejemplo, la falta de sensibilidad en los pies es a menudo la razón de úlceras inadvertidas del pie diabético.

Aquí es importante estar constantemente revisando tu cuerpo, principalmente tus pies para identificar algún problema en una fase muy temprana.

c) Mala circulación

Cantidades sanas de sangre deben llegar al sitio de la herida para promover la curación.

Sin embargo, la diabetes aumenta el riesgo de enfermedad vascular periférica, que estrecha los vasos sanguíneos y evita la circulación rápida al área afectada.

Como tal, el tejido herido no puede sanar tan rápido.

Aquí lo que ayuda mucho, además de mantener los niveles de azúcar en la sangre estables es hacer ejercicio y mantenerse en movimiento.

d) Inflamación

Si bien la inflamación es una parte normal del proceso de la curación de heridas, esta etapa a menudo dura demasiado en el caso de las personas diabéticas.

Esto aumenta las posibilidades de que la herida se vuelva crónica, lo que significa que no cicatriza como se esperaba.

e) Función del sistema inmunitario

La diabetes hace que el cuerpo produzca enzimas y hormonas que debilitan el sistema inmunitario, lo que hace que las heridas diabéticas sean vulnerables a la curación tardía.

Además, cuando las células curativas alcanzan la herida, a menudo tienen una capacidad reducida para cumplir con su función prevista.

f) Infección

La deficiencia del sistema inmunitario causada por la diabetes también puede evitar que el cuerpo combata las bacterias que causan la infección.

Los niveles de azúcar en sangre más altos de lo normal también pueden aumentar el riesgo de infección porque las bacterias prosperan con el exceso de azúcar.

Los pacientes con diabetes deben tener en cuenta el cuidado adecuado de las heridas para la recuperación más rápida y fluida posible.

De hecho, existen suministros para el cuidado de heridas para diabéticos y los pacientes como sus cuidadores deben seguir al pie de la letra las indicaciones médicas.

Otras fuentes importantes: monografias.com | youtube | larazon.es | vidaysalud.com | hcmedical.com.mx

About The Author